31.7.15

La última frontera

A través de la mirilla de mi telescopio
te he visto orbitando a galaxias vecinas.
Ninguna estrella brilla como tú,
ni se acerca a tu belleza,
no hay eclipse que te tape,
ni oscuridad que te opaque.

A miles de años luz
yo he visto tus colores,
tu pasión, al igual que una supernova
haciendo explosión.

Me entrego a cada destello,
te visito y me precipito,
cual asteroide caigo
ardiendo en tu atmósfera.

Sueños de otra gravedad
de una realidad diferente,
sueños que me transportan
hacia el amor universal, 
hasta la última frontera.

Finalmente regreso de esa infinidad,
para hacer lo mejor en mi suelo terrestre,
aun así nunca, jamás me olvidaré
de tu cuerpo celeste.

25.7.15

Espíritu de venganza

Esa gélida desventura
que una vez fue tu vida
ya quedó atrás,
ya no duelen las heridas.

No hay un cuerpo al cual lastimar
ni violencia que te pueda dañar,
no hay vacíos 
que las horas te hagan llenar.

Desde arriba, en lo alto
ahora nos vas a observar,
con la mirada congelada
comienzas a juzgar.

La muerte ha sido tu veredicto final,
ellos tienen que pagar...
Y en cada Luna azul que brille
por sus almas vendrás a reclamar.

21.7.15

Perdido en el silencio

Entrelazado a tu ausencia
se encuentra el silencio
perdido con total naturalidad
en momentos de neutralidad.

Vaga y gris está la madrugada
y de a una caen las palabras
como gotas de rocío
que lentamente van humedeciendo mi piel.

Embriagado de sueños,
el vino fue ennegreciendo mis pensamientos
mientras gira el mundo lentamente
yo me dejo caer en este jardín.

Cansado, mas no derrotado
espero un nuevo amanecer,
disimulando que no estás
pues ya no le hablo de ti a mi soledad.

13.7.15

A tus labios

El preludio del roce de tu piel,
la sed de beber de tu boca sirviéndome de ellos,
saboreando cada pequeño pliegue.

Tan llenos de sensibilidad y de sutil sensualidad,
absorbo el néctar del amor,
la energía de la vida,
ingresando por coloridos portales
hacia la felicidad eterna de tus besos.

8.7.15

Tus recuerdos son sueños

Soy un soñador 
al que le robaron sus sueños
por eso crucé el umbral
y aquí estoy, de vuelta en la realidad.

Cuando el pasado me quiere apurar
traigo conmigo a la nostalgia,
y aunque mire hacia atrás con desdén
mi amor por ti será ese paraguas
que protegerá a todos tus recuerdos
en las noches tormentosas.

Para ti mi corazón siempre fue un libro abierto
quizás alguna vez lo quieras volver a leer,
o quizás lo cierres para siempre
y muera empolvándose en tu biblioteca.

Ha sido mágico soñar,
contigo allí, no necesitaba más.
Hoy desperté y el mundo sigue igual,
sólo que tu ya no estás,
como al principio
pero este es el final.